Recuerdos retro: The Ninja (Master System)

También voy a hablar sobre juegos retro, cómo no. Pero no quiero ofrecer datos relevantes sobre los mismos, no es mi intención. Aquí os voy a expresar mis recuerdos sin querer empañarlos con datos, los cuales podrían enturbiar las sensaciones que creo haber tenido jugándolos. Ni siquiera voy a buscar vídeos, me baso únicamente en mi memoria. Aquí empieza, por lo tanto, una sección retro con poco de objetivo y mucho de subjetivo.

Portada de The Ninja

Retroguay

Mis recuerdos de The Ninja son muy gratos. Creo que fue uno de los primeros juegos que tuve en mi primera consola. Me lo regalaron junto con otros dos de los que seguro que acabo hablando en otras entradas. Con todos ustedes, un juego memorable… Para mí.

Tengo un gran recuerdo sobre este título firmado por SEGA. Cuando mis padres me lo compraron, a principios de los noventa, era evidente que se trataba de un juego viejo. La portada ya era retro entonces. Por lo tanto es de esperar que aquello no tuviese los mejores gráficos del mundo. Dio igual, el juegaco lo paliaba con otras bondades.

The Ninja es un arcade sin concesiones, con un sabor puro a máquina recreativa. Ahora, con la perspectiva del tiempo, no lo veo muy diferente de cualquier matamarcianos de desplazamiento vertical. En el juego tenías que eliminar enemigos con certeros disparos de cuchillos kunai y estrellitas ninja.

Una foto de un cuchillo cunai y de un shuriken o estrella ninja

Aquí mi fusil, aquí mi pistola.

Como todo buen arcade, no había lugar para la aventura. La ambientación era lo de menos; la exploración, aburrida. Aquí los enemigos SIEMPRE salían por el mismo sitio, por lo que tras muchas partidas uno acababa tirando cuchillos “al hueco” para acabar impactando en un enemigo que seguía esa trayectoria. Además poseía un curioso uso de los dos botones del pad de la Master. El botón 1 lanzaba cuchillos hacia donde estabas mirando, mientras que el botón 2 siempre los lanzaba hacia arriba, para claras maniobras defensivas.

Entre los enemigos destacaban ninjas que te acosaban escondidos dentro de un charco o cambiando su forma a partir de una roca. Otros corrían en manada hacia a tí, katana en mano, intentando acabar contigo a lo Julio César. Molaba mucho. Inolvidables (y difíciles) las fases de escalada, infernales stages con rocas que era difícil esquivar.

Nunca me pasé el juego. Me resultó difícil, nunca he sido un jugador con talento. Pero la nostalgia está ahí.

Pantallazo de The Ninja

Fotografía de imagen destacada (la del kunai) de Dominio Público sacada de WikiCommons.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s