Tengo una PS Vita de segunda mano. Lo que debes saber.

PS Vita de segunda mano

Desde que escribí las reflexiones de fin de año he estado dándole más vueltas a tener una consola portátil. Pese a que las puse a caldo, no he podido quitarme de la cabeza la gran cantidad de juegos indies que son muy de mi gusto, pero no quiero depender de un PC para disfrutarlos.

Ya no me resulta cómodo jugar en el ordenador. Aunque lo he venido haciendo hasta no hace mucho (a este blog me remito) creo que no puedo negar que me resulta ingrato. Ya lo vengo diciendo, me hago mayor.

En cualquier caso creo que no puedo negar el atractivo de los indies. ¿Por qué no existe todavía una consola portátil con un PC dentro? Por eso me he hecho con una PS Vita de segunda mano. Por eso, si en algún momento estás interesado en hacerte con una, quizá debas tener en cuenta los siguientes aspectos.

¿Qué juegos hay para PS Vita?

Es cierto que no hay muchos, pero tampoco hay poquísimos. Fundamentalmente, tres tipos. Primero los juegos indies de los que ya he hablado, con la ventaja de que muchos de ellos tienen cross-buy con PS4 o PS3. Si lo tienes en una, lo tienes en la otra. Muchísimos juegos de la Store tienen esta ventaja, incluidos los regalados por PS Plus. Segundo, una gran cantidad de juegos japoneses. A mí no me suelen gustar, pero si eres fan del manganime y te gustan los JRPG, esta consola tiene algunos títulos del ramo. Por último, algún que otro remake o recopilación de PS2 y compatibilidad (vía Store) con PSX y PSP. De juegos tiple A la consola va muy escasa y tengo PS4. No le pido eso a la Vita.

Qué plantearse si quieres una Vita de segunda mano

Existen dos modelos de PS Vita, la original y la Slim. La original tiene pantalla OLED, una batería de unas 4 horas y es más gruesa. La versión Slim es más ligera y fina, tiene una hora más de batería pero una pantalla de peor calidad. Me daba igual una que otra. Lo que ha decidido mi compra ha sido la tarjeta de memoria.

Las tarjetas de memoria son esenciales para Vita. Es el lugar donde descargas los juegos y ese es mi motivo principal de compra. Ahí es donde voy a almacenar todos esos indies. En principio, salvo sorpresa, no pienso comprar ni un solo título en formato físico. Pero todo este tema esconde un problema: las tarjetas de PS Vita son propietarias de Sony y, cómo no, extremadamente caras. Una tarjeta de 16GB cuesta unos 40€ y una de 32GB unos 60€.

Así que comencé a buscar ofertas por páginas de segunda mano y al final encontré una Vita de las originales con una tarjeta de 32GB por 100€. Estoy contento con la compra, no me quejo. La consola está bien cuidada y la primera noche, solo con los juegos regalados de PS Plus, ya tengo casi 15GB llenos y la consola repleta de juegos.

En cualquier caso, lo mejor de todo es que estoy jugando y me estoy divirtiendo con todos esos títulos indies que no termino de arrancar en PS4. Puede que sea una consola medio muerta, pero por el momento me está haciendo un papelón.

Fotografía de la entrada cortesía de Cognoscentl, con licencia Creative Commons
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s